Se acerca el momento, ese momento con el que llevo soñando meses y meses. Es difícil de explicar los sentimientos que he ido teniendo, pero sinceramente, solo miro al frente. Ya todo ha quedado atrás, solo veo el momento de volver a  pista, volver a tocar el balón, volver a sentir el aliento de compañeros, rivales y aficionados. Ese preciso momento en el que me ponga la camiseta y sea el momento de salir por el túnel de vestuarios.

Hemos trabajado muy duro para recuperar la rodilla, han sido muchas horas juntos encerrados entre 4 paredes, pero en cada momento de duda, cuando el diablillo me visitaba y hacia que diese vueltas a todas las cosas, divisaba el día en que volvería a jugar, eso me hacia sacar fuerzas de donde no las tenía, sufrir en silencio pero sabedor de que me esperaba algo muy bonito, que pronto saldría del túnel y vería el sol.

Me he intentado tomar la lesión como una fase más de mi aprendizaje como jugador y como persona, sabes que hay momentos duros pero también sabes que, trabajando al máximo y dando lo mejor de ti, es la mejor manera de salir adelante.

Realmente no sé que tipo de jugador volveré a ser, pero si que tengo una cosa clara, y es que sé que me ha llevado mucho tiempo estar aquí, en el mejor club del mundo, por eso me esforzaré en cada jugada, mi compromiso será el máximo, lucharé al máximo por esta camiseta, vaciándome en cada partido y dando lo mejor que tengo.

Un abrazo y gracias por vuestro apoyo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *